viernes, 25 de septiembre de 2009

CAPITULO 11: ALARMA (10ª Parte)

- No te preocupes cielito. Tienes toda la razón, estas bolas de cristal cuestan demasiado y es un esfuerzo extra para vuestros bolsillos pero piensa que son para toda la vida.

Lola continuó hablando para toda la clase.

- Un mago que se precie de serlo, debe poseer una de ellas, sus energías confluyen y se confabulan con el universo propio de la bola. Las que tenéis entre vuestras manos están hechas en Kelpe, el pueblo más recóndito al sur de Mauritania. Allí. antiguos druidas celtas, exiliados de su país, encontraron una fuente de energía paralela que lograron concentrar en los cristales de una roca llamada Skizo.
- Por ese motivo, las bolas de cristal también son nombradas como piedras de energía – hizo un gesto profundo, inspirando con los ojos cerrados y la cejas arqueadas para proseguir – Bien, chicos, intentad sincronizar vuestras energías con la esfera.
- Debemos entablar contacto directo entre el cristal y las palmas de las manos. Abrazadla con intención e intensidad, cerrad los ojos por un momento y respirad lentamente. Vuestro diminuto universo debe encontrar el camino hasta vuestras manos para descender con firmeza y fluir, por fin, dentro de la bola de energía. De esa manera, la piedra se convertirá en un oráculo que solo responderá ante vosotros.

Con más o menos interés cada alumno intentó hacerse con su bola, tocándola, acariciándola y mirándola de reojo mientras realizada el ritual.

Olga Caves y Eddy McFlurry, alumnos de Weed, estaban muy concentrados en sus bolas de energía, mantenían sus manos pegadas al cristal, arrugando la expresión de su cara, concentrados y mirando de reojo al resto de la clase. De repente Olga comenzó a tiritar incontroladamente y Eddy comenzó a farfullar algo una y otra vez y como si fuera un disco rayado los dos empezaron a hablar, con los ojos abiertos y en blanco:

- Piedra caliente… - repetía Eddy.
- Aju…Aju…. – contestaba Olga sin parar.

El cristal de sus esferas comenzó a teñirse de oscuridad….

1 comentario:

Ahola dijo...

Buenoooo¡¡¡!!!!